Jueves , julio 19 2018
Portada / Quintana Roo / Secundarias QROO / Piden catalogar sargazo como desastre natural en Quintana roo
desastre natural

Piden catalogar sargazo como desastre natural en Quintana roo

El arribo de sargazo a las costas de Quintana Roo debe ser considerado por las autoridades como un desastre natural e incluirse en el catálogo de eventos a considerar en las políticas de protección civil, consideró Bonnie Lucía Campos Cámara, profesora e investigadora del Centro de Articulación Productiva y Turismo (CAP-Turismo) de la Universidad de Quintana Roo.

Pero también debe ser visto como una oportunidad de inversión y de generación de empleo por la posibilidad de producir sustancias aprovechables a partir de esa planta marina y la necesidad de personal para retirarlo de las playas.

La catedrática aseguró que investigaciones en curso apuntan a la necesidad de aprender a convivir con este problema y ser resilientes a sus efectos, como ya ocurre en Quintana Roo respecto a los huracanes.

Para la investigadora, es necesario implementar políticas públicas para capacitar y enseñar a los habitantes de zonas costeras, sobre todo los no nativos de la entidad, a convivir con este tipo de situaciones que son constantes y ahora normales en los litorales del estado.

El impacto del sargazo, aseguró, no sólo es en el turismo, sector en el que ha causado pérdidas económicas por cancelaciones de reservas hoteleras, sino también en el medio ambiente porque la descomposición del alga contamina el agua, la arena y crea malos olores.

Sin embargo, señaló, también hay beneficios, pues algunas investigaciones de campo han documentado que el sargazo generó miles de empleos en años recientes, así como oportunidades de inversión para producir fertilizantes, alimento para ganado y hasta biocombustibles.

No obstante, en términos económicos los especialistas consideran al sargazo como “capital de riesgo” pues su llegada es imprevisible, lo que podría dejar pérdidas a los inversionistas.

“Hemos documentado que muchos hoteles en Cancún, Playa del Carmen, Tulum y Mahahual contratan personal para retirarlo, además de que ya hay intentos por aprovecharlo industrialmente”, comentó.

De acuerdo con reportes de agencias ambientales, la cantidad de sargazo que ha recalado en las costas del estado este año supera al de años previos.

“Las investigaciones en curso y en las que participa la Universidad de Quintana Roo, deben concluir en recomendaciones para enfrentar el problema, sacar beneficios y salir adelante como lo hacemos cada que nos golpea un huracán; se trata de un problema que ya debe ser considerado como desastre natural y atendido como tal en las políticas de protección civil”, aseveró.

De acuerdo con los catedráticos, los mayores obstáculos para implementar medidas de prevención y aprovechamiento del sargazo son la severidad de las leyes ambientales de México.

Por ejemplo, dijo, el retiro masivo de la planta puede considerarse como una afectación al ecosistema costero si no se realiza con autorizaciones expresas de la autoridad federal y el pago de derechos.

Además debe realizarse con ciertas técnicas y normas, casi manuales y artesanales, que eviten al mínimo una posible afectación al entorno ecológico.

Algunos empresarios en la zona norte han instalado plantas para industrializar el sargazo, pero no pueden acceder a él sin autorización de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) o la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), que lo único que permiten es retirarlo del agua y acumularlo playa adentro, sin retirarlo, pues dicha acción se equipara con la remoción de mangle, por ejemplo.

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *